Opinión

Un país vacunable

El “Vacunatorio VIP” sigue expulsando información y críticas. Es que más de 50 mil argentinos murieron por el Covid y otros tantos sufrieron las consecuencias del confinamiento, mientras había vacunaciones por fuera del protocolo.

Para el columnista Eduardo Sartelli, el hecho era esperable por parte del Gobierno, porque se trata de “una gotita más de un montón de miserias de las que nos venimos acostumbrando asquerosamente”. Además, el catálogo de los “macanazos kirchneristas” es tan grande que no alcanza la Biblioteca Nacional para archivarlos.

La aplicación de estas dosis generó un desencanto muy profundo, que todavía no se puede medir en forma objetiva; según Sartelli en diálogo con FRECUENCIA ZERO. Por esta razón, la suerte electoral del Ejecutivo sigue descendiendo. Primero por la aceleración de la inflación y después por el manejo de la pandemia.

A pesar de esto, el especialista aseveró que la gestión de Alberto Fernández tenía una “bala de plata”: la vacunación. Esto lo hubiera catapultado en las encuestas, ya que la población se hubiera olvidado del 2020. Sin embargo, la perdió “de la manera más espantosa, porque es un Gobierno de inútiles que no es capaz de comprar una vacuna, y además son una manga de corruptos”.

Con esta diagramación del mapa, propuso salir a la calle y exigir la aparición de las dosis. “No importa de dónde las sacás y las comprás”, indicó. Porque antes la excusa era la falta del producto, pero ahora la solución está. “El Gobierno es responsable de cada muerte por inútil”, cerró Sartelli, mientras se vacunaban dirigentes, empresarios y sindicalistas, entre otros. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba