Ravi Shankar había nacido en Benarés, Raj Británico (así se conocía a lo que hoy es Pakistán, India y Bangladesh cuando integraban el Imperio Británico), 07/04/1920 y murió en India, el 12/12/2012, habiendo logrado difundir su instrumento preferido, el sitar. Se le conoció con el título honorífico de Pandit Ravi Shankar.

Discípulo de Allauddin Khan (fundador del Maihar gharana de música hindú clásica), Pandit Ravi Shankar fue, posiblemente, el instrumentista hindú más reconocido, pionero en el ingreso a Occidente de la tradición de música hindú clásica.

Su asociación con The Beatles y su carisma personal le permitió una exitosa carrera de 6 décadas: Récord Guinness por la carrera internacional más larga.

El nombre de su madre era Hemanginee, y su hermano mayor Uday Shankar era un bailarín famoso hindú clásico. De adolescente Ravi tocó el sitar con la compañía de baile de Uday Shankar, y con Anna Pávlova en la ex Unión Soviética.

Ravi Shankar dejó una posible carrera de baile y comenzando en 1938 pasó largos años de estudio del sitar junto a su gurú Khan Allaudin. Su primera presentación en público en la India fue en 1939. El entrenamiento formal acabó en 1944 y trabajó en las afueras de Bombay.

El sitâr es un instrumento musical tradicional de la India y Pakistán, de cuerda pulsada, de arquitectura similar a la de la guitarra, el laúd, el banjo, etc.
 
Se cree que fue introducido en India desde Persia durante el periodo mogol (a lo largo de la franja de la antigua Persia abundan instrumentos de nombre y diseño muy relacionados con el actual sitar: tar, sehtar, etc.). Otros musicólogos atribuyen su invención a Amir Jusru, importante músico cortesano musulmán del siglo XIII.
 
Todas las cuerdas se pulsan con una púa (“mizrab”) situada en el dedo índice, excepto las simpáticas, que eventualmente se tocan con el dedo meñique. El sitar tiene un total de 18 a 26 cuerdas de acero: 4 cuerdas para la melodía, 3 que proporcionan el acompañamiento armónico y rítmico, y entre 11 y 19 cuerdas afinables que vibran por simpatía y con su resonancia añaden cuerpo y textura al sonido (aunque en ocasiones pueden ser pulsadas con el meñique, como se dijo antes).
 
Él comenzó a escribir canciones para películas y ballet clásico y comenzó una carrera de grabación con el afiliado indio HMV. Se hizo director de música de All India Radio en los años ’50.
 
Shankar se hizo conocido fuera de la India, primero presentándose en la ex Unión Soviética en 1954, y luego en Occidente en 1956: el Edinburgo Festival y el Royal Festival Hall.
 
George Harrison, miembro de The Beatles, comenzó a experimentar con el sitar en 1965. Él inició una amistad estrecha con Shankar, a quien convirtió en una estrella pop: le invitaron a tocar en lugares que eran insólitos para un músico hindú clásico, como el Monterey Pop Festival 1967, en Monterey, California.
Él también tocó en el Festival de Woodstock (1969) y el Concierto para Bangladesh en 1971.
 
Ravi Shankar y Amigos fueron los teloneros durante la gira de Harrison por USA, en 1974.
 
Shankar escribió 2 conciertos para sitar y orquesta, composiciones de sitar y violín para Yehudi Menuhin y él, otra pieza para el virtuoso de flauta Jean Pierre Rampal, también para Hozan Yamamoto, maestro del shakuhachi (la flauta japonesa), y el virtuoso del koto Musumi Miyashita.
 
Su grabación Tana Mana, lanzado por el sello Private Music en 1987, penetró el género New Age.
 
Ravi Shankar tuvo dos hijas: la cantante Norah Jones (que Ravi Shankar tuvo con la productora de conciertos Sue Jones) y Anoushka Shankar, una de las más destacadas mujeres de la India tocando el sitar, reconocida con numerosas distinciones a lo largo de su carrera.

 

 

Relacionadas